viernes, 16 noviembre, 2018

El Ministerio de Desarrollo Urbano (MOU) tiene previsto invertir en infraestructura urbana 726.000 M€ durante los próximos 20 años. El XII plan quinquenal establece el objetivo de una inversión para las líneas 
de metro de alrededor de 1.704 M€.

La red ferroviaria de la india, con 64.600Km de longitud, es la cuarta red más larga en longitud a nivel mundial después de las de USA (250.000 km), China (100.000 km) y Rusia (85.500 km). Además, es la red ferroviaria que más personas transporta y la tercera en términos de tráfico de mercancías a nivel mundial. Así, es el segundo país más poblado del mundo después de China con más de 1.236 millones de habitantes, séptimo en superficie con más de 3,28 millones de km2.

Actualmente hay 27 ciudades en la India que cuentan o bien con un sistema de metro o un plan de metro que son Calcuta, Chennai, Delhi, Bangalore, Gurgaon, Jaipur, Chennai, Mumbai, Navi Mumbai, Kochi, Hyderabad, Ahmedabad & Gandhinagar, Bhopal, Chandigarh, Indore, Kanpur, Lucknow, Ludhiana, Nagpur, Nasik, Patna, Pune, Surat y Guwahati.

Este desarrollo ferroviario, junto con la inversión prevista para los próximos 20 años de 1.704 M€ hace de la India un país con futuro de negocio. Es un país en plena expansión, que posee unas características propias que la hacen atractiva para un gran número de sectores empresariales además de tener una proyección de convertirse en la tercera economía más grande del mundo para el año 2.050 en cuanto a crecimiento del PIB.

Este desarrollo en las infraestructuras son una fuente de negocio muy importante para la industria de España. “El sector ferroviario español ha conseguido convertirse en uno de los mejores de Europa Occidental resultado de una política de grandes inversiones por parte del Gobierno y al alto nivel tecnológico por parte de las empresas privadas españolas. España tiene la tercera red de alta velocidad más larga del mundo y primera de Europa, con una longitud de alrededor de 2.900 km. Posee la flota de trenes más moderna y tecnológicamente más avanzada. Es por ello que la marca España está ganando reconocimiento y prestigio en todo el mundo, incluyendo en este país tan complejo y diferente”, detalla Carlos Jiménez, Consejero Comercial Jefe de la Oficina Económica y Comercial de España en Nueva Delhi. Muestra de ello es el hecho de que cada vez más empresas españolas consiguen un hueco en el mercado indio en subsectores tan diversos como: construcción del trazado, material rodante, sistemas de señalización, automatización de los procesos, sistemas de comunicación entre estaciones, ticketing, servicios a pasajeros, mobiliario de trenes y estaciones, renovación de vagones, sistemas de aire acondicionado y refrigeración, realización de pruebas y ensayos, etc.

Aumento de la población
La economía india ha sufrido una reducción de su tasa de crecimiento del 6,2% en 2011-12 al 4,5% en los tres primeros trimestres de 2013-14 debido a la ralentización que está sufriendo la economía global. “Asimismo, como se ha demostrado que el crecimiento del PIB de un país está relacionado con el nivel de desarrollo de las infraestructuras del mismo, el sector de las infraestructuras es uno de los que mayor apoyo institucional está recibiendo actualmente en la India”, explica Carlos Jiménez Aguirre. Recientemente se ha registrado un gran incremento de la población. Según los censos de 2001 y 2011 en la India del total de la población de 1210,2 millones de habitantes (marzo 2011), 377,1 millones de ellos viven en áreas urbanas. En la última década la adición neta de la población en zonas urbanas ha sido de 91 millones de habitantes. La población urbana representa un 31,6% de la población total del país, aumentando en 3,35% el total de habitantes que viven en zonas urbanas entre 2001-11. En cuanto a las previsiones se estima que la India tenga más de 700 millones de habitantes en zonas urbanizadas para el 2040.

“A pesar de lo mencionado, la India está sufriendo la creación de una clase media con un poder adquisitivo mayor que ha derivado en un aumento del número de vehículos en las grandes ciudades –continúa Jiménez Aguirre-. Este hecho ha acarreado ciertos problemas como son unas carreteras muy congestionadas, un índice de siniestralidad mayor y unas emisiones de CO2 que han puesto algunas ciudades de India entre las más contaminadas del mundo”.

Debido a estas consecuencias, “se hace evidente la necesidad de desarrollo de la infraestructura urbana y la implantación de un medio de transporte público, perfilando el metro como solución. Según las características de cada ciudad, el Planning Commission establece unas directrices para la elección del modo de transporte a implantar”, detalla Carlos.

Esta fuerte apuesta de las inversiones para el transporte metropolitano por ferrocarril puede ser interesantes para la industria extranjera que además se plantean otros proyectos de mucho interés:

-Construcción de corredores exclusivos de mercancía que unirá las 4 ciudades metropolitanas, Delhi, Mumbai, Chennai y Howrah.
-Construcción de 10 parques logísticos.
-El Gobierno de India ha identificado 7 tramos para la construcción de líneas de tren de Alta Velocidad.
-Plan de renovación de las estaciones de ferrocarril para equipararlas a los estándares internacionales. Se han identificado un total de 50 estaciones.
-Creación de varios proyectos portuarios de conectividad.

Modelo PPP
Teniendo en cuenta la fuerte demanda prevista de inversión del Gobierno indio que no puede ser cubierta solamente con los recursos y presupuestos del mismo gobierno central, estatal o autoridades locales, ha surgido la necesidad de ampliar la participación en los programas de desarrollo urbano al sector privado y así acceder a los recursos financieros extranjeros. “Por lo que más que nunca existe cabida para la industria extranjera, ya que se apuesta decididamente por incrementar el modelo PPP (Public Private Partnership). Así, en el XII plan se prevé que la participación privada en infraestructura se eleve al 48% frente al 36,61% del plan anterior”, dice Carlos Jiménez. En el sector ferroviario las inversiones privadas hasta ahora sólo han constituido el 4% de la inversión total del sector de infraestructuras, muy por debajo al porcentaje obtenido en otros sectores como el portuario (80%), telecomunicaciones (82%), energético (44%), aeroportuario (64%) o carreteras (16%).

Leer online
Descargar PDF

Archivos

Categorias