Mantenimiento inteligente de la Infraestructura para Metro Ligero Oeste, en Madrid

LOS EQUIPOS DE ALSTOM HAN LLEVADO A CABO UN PROYECTO NOVEDOSO EN ESPAÑA PARA DIGITALIZAR LA INSPECCIÓN DE LA VÍA PARA EL OPERADOR DE METRO LIGERO OESTE (MLO), EN MADRID. EL PROYECTO SE HA DESARROLLADO CONJUNTAMENTE CON EL OPERADOR MLO, COMO PARTE DE LA COLABORACIÓN QUE AMBAS COMPAÑÍAS MANTIENEN DESDE HACE TRECE AÑOS.

Se han inspeccionado las líneas 2 y 3 de este sistema tranviario, que unen Colonia Jardín con las estaciones de Aravaca y Puerta de Boadilla, respectivamente. Para el análisis de estos 21 kilómetros de vía se ha utilizado la tecnología TrackTracerTM integrada en un vehículo móvil que mide de modo automático la infraestructura. Se trata del primer proyecto comercial de este tipo desarrollado en España, tras las pruebas realizadas con TMB y los proyectos de I+D+i con Adif.

Gracias a sus  cuatro conjuntos ópticos (cámara y láser) y una central inercial, este vehículo puede analizar diferentes parámetros de la vía, como el ancho de carril, el nivelado, el radio de giro, la alineación, los peraltes o los alabeos (deformaciones necesarias para mantener la tensión de la estructura). Estas mediciones son críticas para la seguridad de la operación, ya que las alteraciones en la vía pueden provocar descarrilamientos si no se detectan y corrigen a tiempo. Estos datos, además, se pueden visualizar e integrar en la plataforma de inteligencia artificial HealhtHub, lo que no solo permite conocer el estado actual de la infraestructura con gran precisión, sino que facilita la predicción de posibles defectos y la anticipación del mantenimiento.

Tradicionalmente, la inspección de vía se lleva a cabo de manera manual, un proceso menos fiable y más lento. Con esta tecnología se pueden realizar, a una velocidad media de 20 km/h, hasta 4.000 mediciones por kilómetro con  una resolución de hasta 0,02 mm.