Ouigo, el primer tren low cost con el que se inauguró la apertura del mercado

El 10 de mayo, con una escasa diferencia de minutos, dos trenes partían desde Madrid y Barcelona, respectivamente. Se iniciaba así la liberalización del transporte ferroviario de pasajeros en España a través de la alta velocidad. Las dos unidades forman parte de la flota de Euroduplex con los que cuenta la filial de bajo coste de la pública francesa SNCF, denominada Ouigo.

Esta compañía ofrece sus servicios en el corredor Noroeste de alta velocidad con cinco frecuencias diarias entre Madrid y Barcelona (diez en total), con paradas, en cada sentido, en Zaragoza y Tarragona, pretende hacer “popular” la alta velocidad ferroviaria, ya que tal y como señala su directora general para España, Helene Valenzuela, “queremos que todo el mundo pueda viajar por este país a través de los trenes de alta velocidad”.

La marca Ouigo, ya explotada en diversos corredores en Francia, ofrece un servicio similar al que se puede encontrar en los trenes tradicionales de alta velocidad, a través del modelo de dos pisos del fabricante francés Alstom, con la única diferencia de la configuración interior que admite de esta manera más viajeros, hasta un total de 509 por convoy. Ofrece una oferta de elección de asiento de diferente tamaño, llegando al XXL para mayor comodidad. Incluso, a diferencia de otros trenes low cost, lleva cafetería a bordo.

Asimismo, el precio inicial se sitúa en los 9 euros por trayecto, aunque ese billete va aumentando de acuerdo con el día en que se quera viajar y con los servicios que se deseen tener en el trayecto. Tiene similitud con la oferta que ya han instaurado hace años las compañías de bajo coste aéreas. Si se quiere llevar más de una maleta hay que pagar un suplemento por ello, lo mismo que para el entretenimiento y wifi. Los niños tienen un precio especial y no hay tarjeta de fidelización ni descuentos para familias numerosas.

En principio, y según ha anunciado Valenzuela, la compañía se va a centrar en el corredor entre Madrid y Barcelona, aunque se está estudiando la posibilidad de llegar a operar hacia Levante antes de final de este año y hacia Andalucía en el 2022.

Ilsa y Renfe: Debut muy esperado
El siguiente paso ha sido el debut de Renfe Operadora. El 23 de junio comenzaron los viajes de Avlo, el nuevo servicio de alta velocidad low cost. Se trata de unidades de la Serie112, que ha iniciado su conexión entre Madrid y Barcelona con 4 frecuencias en cada sentido. Su configuración inicial está prevista para transportar hasta 438 pasajeros, con precios a partir de 7 euros por trayecto. De esta forma, la compañía ofertará 40 trenes diarios (20 por sentido) y 16.000 plazas para viajar entre ambas ciudades ya sea en el AVE tradicional o en Avlo.

Además, el año que viene se espera que debute ILSA, consorcio formado por Air Nostrum y la pública italiana Treintalia. La fecha de inicio aún está por señalar, aunque se propone comenzar las operaciones a partir de 2022 según indica la compañía. En este caso se quiere ir directamente a los tres corredores de alta velocidad, Noroeste, Levante y Andalucía.

AVLO, Propuesta low cost de Renfe Operadora             Modelo de la operadora ILSA